No me enamoré a primera vista de mi bebé

No me enamoré a primera vista de mi bebé

12/02/2019 10 Por Mami Rebelde

Cuántas veces habré oído la frase de “Nada más ver la cara de mi bebé me enamoré“, “Fue amor a primera vista“, etc. Pues yo no me enamoré a primera vista de mi bebé.

Uy lo que acabo de reconocer, OMG ¡qué mala madre!

Se habla mucho sobre el apego con el recién nacido, pero no se tiene en cuenta que es una experiencia individual y personal y puede que esta conexión suceda de manera instantánea o que se desarrolle el vínculo con el tiempo sin que haya que sentirse culpable por ello.

Sin embargo no se habla de ello. Es un tema tabú por el miedo a que se nos señale y critique cuando es un sentimiento que tiene que surgir y que no depende de una misma. ¡ojalá todo fuese tan fácil!

No me enamoré a primera vista de mi bebé

No me enamoré a primera vista de mi bebé

Tras los dolores insoportables del parto y el susto al ver que mi pequeña dictadora no respiraba y que hubo que reanimarla, me la pusieron piel con piel. Y mira que trate de ser consciente de lo que sentía en ese momento, pero no, no me enamoré a primera vista de mi bebé.

Miraba su carita y sentía un deseo de protección enorme hacia ella pero no la amaba. Pero ¿por qué? ¿qué he hecho mal? ¿por qué no siento ese amor a primera vista?

no me enamoré de mi bebé a primera vista

Yo deseaba ser madre, es más, deseaba tener una niña, tenía gran ilusión por conocerla, y aún sin hacerlo traté de cuidarme lo mejor que pude pero, a pesar de ello, la magia no sucedió el día que nos conocimos, ese enamoramiento a primera vista. Y no la rechacé, ni la odié, simplemente no sentí ese apego que debería, esa imagen idealizada que tenemos preconcebida sobre nuestro primer contacto con nuestro bebé.

Y a pesar de que eso no me ayudó con mi depresión postparto, fue cuestión de tiempo. En pocas semanas, según iba conociéndola y ubicándome en mi nueva vida, fue surgiendo ese enamoramiento y os aseguro que a día de hoy es igual de fuerte e indestructible que el de cualquier madre que se enamoró a primera vista. Por mi hija doy hasta la vida, y no, no es exageración.

no me enamoré a primera vista de mi bebé

Para enamorarse de tu bebé a primera vista son necesarios determinados factores que no están en nuestras manos como la química que segrega nuestro cuerpo en ese instante, la archiconocida oxitocina o también la dopamina, por no hablar del entorno y la situación.

Es más, aproximadamente el 30 por ciento de las madres no se enamoran de sus bebés inmediatamente, bien sea porque el bebé o el parto no correspondió a sus expectativas o por escasez de las hormonas que intervienen en ese proceso. Sin embargo, siempre se forja ese fuerte vínculo afectivo aunque haya que esperar un tiempo, porque el amor necesita tiempo para crecer.