No te despidas de tu hijo, vete sin que se entere

No te despidas de tu hijo, vete sin que se entere

Hace poco más de un mes dejé a mi pequeña dictadora unos días con mis suegros, cuando me dijeron “No te despidas, vete sin que se entere, sin decir nada”.

Obviamente hice caso omiso y me despedí como es debido. Le dije que, como ya le había contado hace unos días, que nos íbamos el padre y yo a Madrid y que volveríamos en muy poquitos días, que teníamos que trabajar y que si quería hablaríamos por teléfono cuando ella quisiera. Le dije que la quería mucho. Un abrazo, un beso y nos fuimos.

¿Cómo no iba a despedirme de ella? Eso solo conseguiría que mi hija perdiese la confianza y seguridad en mi y no supiera cuando me vaya a ir si la iba a dejar sola mucho tiempo o simplemente volvería por la tarde o en escasas horas. Eso se llama sensación de abandono y crea inseguridad, angustia e incertidumbre.

No te despidas, vete sin que se entere

Los niños no entienden por qué hace un minuto estaban con su madre y de repente ha desaparecido sin darse cuenta, generando gran desconcierto. A cualquiera de nosotros le sucedería lo mismo si estamos con alguien y de repente nos damos la vuelta y desaparece. Preguntaríamos por esa persona, la buscaríamos, nos preocuparíamos, etc. Pues ellos igual y más cuando ya son conscientes de su alrededor.

Así que ¿por qué se tiene esa “manía” o práctica malaprendida de irse cuando están distraídos o cuando no se enteran? Como si se estuviese haciendo algo mal…

Los niños, a pesar de su edad, tienen sentimientos y si despidiéndose lloran es NORMAL. Pero parece que hay que ocultar los sentimientos, cuanto menos sientan mejor. Llorar NO es malo, es una expresión de cómo se sienten y es lógico que lloren cuando lo que más quieren se van. Así que la frase de “No te despidas de tu hijo, vete sin que se entere” SOBRA!!!

No te despidas

Si algo hemos aprendido es que ha fallado mucho la educación emocional en nuestra generación y me niego a que haya que reprimir lo que uno siente. Sentir es sano, y a veces se sienten emociones positivas y otras negativas pero es que eso es vivir.

Despedirse de los hijos les ayuda a asimilar mejor el proceso de separación por lo que no despedirse o irse sin que se enteren es una auténtica estupidez y una falta de respeto hacia ellos.

Es por ello que yo me despido, primero por educación y porque no quiero mentir o engañar a mi hija con tretas por hacer algo que tiene que aprender, que no puedo estar 24 horas con ella porque cada uno tenemos nuestras obligaciones o cosas que hacer y sé que se queda más tranquila si le explico cuando volveré aunque en ese momento no quiera que me vaya.

Es fácil. Si a nosotros como adultos no nos gustaría que nos lo hiciera nadie, ¿por qué hemos de hacérselo a nuestros hijos? No te despidas, mejor haz que sienta una innecesaria inseguridad y ansiedad pensando que en cualquier momento sus padres o cualquier persona que le importa pueden desparecer sin saber cuando volverán ni porqué se han ido.

2 comments on “No te despidas de tu hijo, vete sin que se entere”

  1. Pienso como tú. Los niños deben aprender que tenemos que despedirnos de ellos al irnos de su lado, al ir al trabajo, por ejemplo. Tan fácil como dar una explicación sobre dónde vamos a ir y al poco tiempo de esto, ya estará acostumbrado y lo tomará como algo normal.

    1. Mami Rebelde dice:

      Eso es!!
      Es un sinsentido irte a escondidas como huyendo… se merecen saber las cosas para que también entiendan mejor todo y se acaben adaptando.

      Muchas gracias por comentar!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre Protección de Datos:
Responsable - Cristina Rodríguez.
Finalidad - Gestión de suscripciones al blog y moderación de comentarios. No usaré el mail para ningún tipo de fines comerciales ni publicitarios.
Legitimación- Consentimiento del interesado.
Destinatarios - No se cederán datos a terceros.
Derechos - El usuario tiene derecho, entre otros, a acceder, rectificar, limitar y suprimir sus datos.

Política de privacidadAviso Legal.

    

¿Quién soy?

mami rebelde

Soy Mami Rebelde y tengo 36 años.

Soy mamá de una niña de 4 años, que a veces se convierte en una pequeña dictadora de mucho cuidado y otras es increíblemente maravillosa.

No soporto las injusticias ni los estereotipos, tampoco el postureo y mucho menos el victimismo como llamada de atención.

Con opinión propia y puede que a veces políticamente incorrecta, pero siempre clara y sincera.

Me encanta el sonido del mar, el olor a tierra mojada, las risas, el sol, la música bien alta, bailar como si nadie me viera, viajar, las charlas interminables con amigas y quedarme embobada viendo la sonrisa de mi hija.

“No te digo que será fácil, solo que merecerá la pena”