Ventajas de tener hermanos

Ventajas de tener hermanos

10/06/2017 17 Por Mami Rebelde

La verdad es que no podría plantearme la vida sin tener hermanos, tal vez porque soy la pequeña de tres (aunque he de reconocer que tras alguna pelea con ellos he deseado ser hija única).

Y es que tener hermanos es tener compañeros de infancia y de aventuras, consejeros, cómplices y a tus peores enemigos en una pelea a la vez que tus mejores defensores.

 

Ventajas de tener hermanos:

Tienes una infancia donde el aburrimiento no tiene cabida.

Y es que pasamos más de un tercio del tiempo jugando con nuestros hermanos (esto es más del que invertimos con los padres o incluso con los amigos).

 

tener hermanos

 

SIEMPRE tienes con quien jugar, con quien hacer un plan, con quien desahogarte, con quien reir y con quien discutir. SIEMPRE.

 

Son tus mejores defensores a la vez que tus peores enemigos.

Según varios estudios, entre los 3 y 7 años, nos peleamos con nuestros hermanos una media de 3´5 veces a la hora (¡¡pobres madres teniendo que intervenir!!, menos mal que por ahora sólo tengo una hija.. buf!). Pero tan rápido como nos peleamos se soluciona todo, como si nada hubiese pasado, a pesar de que en las peleas sabemos lo que más les duele, donde atinar para hacer daño… pero ni por esas la cosa llega a más.

 

tener hermanos

 

Eso sí, que alguien se atreva a meterse con un hermano en presencia de otro, que saltará como un pitbull para defenderle aunque no tenga razón. Porque ya se sabe que tener hermanos implica que podemos pensar de todo de ellos pero SÓLO podemos decirlo nosotros. Repito: SÓLO nosotros.

 

Son los únicos que entienden los problemas familiares.

A lo largo de la vida siempre ocurren cosas desagradables, eso también es parte de la vida al fin y al cabo. Puede ocurrir que nuestros padres se separen, que fallezca algún familiar, que un primo tenga un problema… pase lo que pase empatizan con nosotros al 100% y entienden lo que estamos sintiendo. Y es que probablemente compartimos con los hermanos los momentos más divertidos y también los más tristes de la vida.

 

Serán los únicos realmente sinceros.

Así es. Todos en mayor o menor medida tratamos de ser sinceros con nuestros amigos pero lo hacemos con tacto y nunca a la primera de cambio si sabemos que puede sentar mal u ofender.

Pues, tener hermanos hace que realmente sepas si llevas unas pintas que das vergüenza ajena, si has bebido demasiado y estás haciendo el ridículo, si tu pareja es un/a imbécil, si vas pintada como una puerta, etc.

 

Los hermanos son los únicos que pueden convertirte en tío/a.

Y esto es algo maravilloso. Hasta que no lo vives no lo sabes pero, desde mi experiencia como madre y tía, puedo decir que lo es, y encima sin la responsabilidad de educar (¡Ojo! que no es poco).

De hecho, malcrías de vez en cuando (es un deber del rol de tío/a) y haces lo que te gustaría hacer con tus hijos pero que no puedes porque tienes el papel de madre o padre. Y encima te ahorras los lloros, las noches en vela, las rabietas, la presión de la responsabilidad, vamos, toda la parte fea de la maternidad.

 

tener hermanos

 

En definitiva, tener hermanos tiene muchas ventajas y, aunque no es oro todo lo que reluce, es una experiencia que merece la pena vivirla. Es más, yo no me imagino como hubiese sido mi vida sin mis hermanos, así que me planteo no dejar a mi hija como hija única para que experimente lo mismo que yo.

 

“Nacimos del mismo árbol y aunque nuestras ramas crezcan en diferente dirección, siempre nos unirán nuestras raíces”